Categories El BolsónRío Negro

PREOCUPACIÓN EN EL BOLSÓN: ANTICIPAN MÁS VIOLENCIA

El Bolsón no gana para sustos, además de los enfrentamientos y hechos de violencia no se puede decir otra cosa que “sobre llovido mojado”. Una Fundación junto a algunas agrupaciones Kirchneristas como La Campora, Quebracho y Barrios de pie, preparan una marcha que aseguran será pacífica, hacia Lago Escondido por el camino de Tacuifi, acceso que va en línea recta hacia el lago donde el conocido magnate Joe Lewis tiene su propiedad.
Se la presenta como la “Marcha de la Soberanía hacia Lago Escondido”, hecho que puede imaginarse como una mecha (que ojala no se encienda), para generar más conflictos, a pesar de lo que asegura su organizador Julio César Urien, presidente de Fundación Interactiva para Promover la Cultura del Agua, quien se ha encargado de promocionar en los medios de la región un extenso y riguroso formulario de inscripción que contiene desde el “costo” de la expedición, $ 400 hasta el tipo de ropa que se debe usar y otras condiciones.

 ARCHIVOS ADJUNTOS

Es el mismo grupo que hace unos meses y con la misma consigna, hizo el recorrido a través del camino público que sale desde El Bolsón y debió ser rescatado por el frio y las inclemencias por los empleados de Lago Escondido, aunque no lo quisieron reconocer.
El conflicto podría darse ya que antes de llegar a Lago Escondido, deben atravesarse 9 campos privados de antiguos pobladores que, naturalmente, reaccionarán ante la visita intempestiva, lo que podría concluir en un enfrentamiento innecesario entre vecinos de la localidad y manifestantes.
Quienes convocan no son del lugar y eso es también otro motivo de enojo que fue indicado como el “hartazgo” que podría rebalsar el vaso. Un condicionante que le agregaría un nuevo malestar a esa zona pacífica que como dicen los pobladores: es atacada por “quienes no resuelven sus problemas en sus lugares y vienen a molestarnos”.

El próximo 23 de septiembre podría imaginarse como un día de primavera y pacífico pero las características de los manifestantes hace suponer lo contrario, otra jornada de violencia.
Uno de ellos o el principal, Urien, es un ex militar que se confiesa “peronista” y que logró algún reconocimiento al relatar que se reveló contra Astiz durante los años de la dictadura, siendo en ese momento un joven marino. Sin embargo, Julio César Urien, actual teniente de Fragata, cargo restituido por el ex gobierno nacional para el que le valió el cobro desde el año 72 hasta el 2006. También, fue premiado con la vicepresidencia de Astilleros Río Santiago. Para la Marina, fue integrante de grupo subversivo que intentó ocupar la ESMA mientras todavía estaba en actividad. Según se indica, actuó como entregador traicionando a su fuerza con lo que fue pasible de las sanciones militares correspondientes del Código de Justicia Militar y fue dado de baja, encarcelado y condenado por traición a la Patria (no por su condición de Montonero sino por su condición militar, bajo el juramento.
Se sabe que en Montoneros, militó con el alias de “El Almirante” desde la clandestinidad y a pesar de su discurso, queda en evidencia que formó parte no de los que perdieron la vida por el ideal sino de los que quedaron con grandes beneficios.
Otro de los organizadores es Santiago Cúneo, periodista de discurso ultra nacionalista que fuera repudiado por la comunidad de El Bolsón, luego de sus declaraciones discriminatorias hacia el Pueblo Mapuche, es sostenido aún por sus socios de la Asamblea en Defensa del Agua y de la Tierra (ADAT), una organización anarquista que dice defender la cuestión ambiental en una zona de El Bolsón, escondiendo sus intereses por las tierras fiscales, un detalle que los diversos gobiernos de la Provincia no han podido regularizar.

Cúneo, presentador de Canal Crónica, hará la cobertura financiada por el ex carapintada y ex diputado Aldo Rico (ambos), socios políticos. En el caso de Cúneo se sabe que su reacción contra el actual gobierno nacional y el uso que hace de discursos “nacionalistas” se deben a que quedó malherido luego de ser bajado de una lista de concejales del PRO en Gran Buenos Aires y desde ese momento no dejó de mostrar su despecho. Por el lado de Rico, es más conocida y elocuente su capacidad acomodaticia para quedar siempre bien parado, tanto política como económicamente.
Una mezcla explosiva que podría ocasionar serios conflictos para los vecinos y pobladores de la zona de El Foyel y El Manso, como también para El Bolsón, quienes vienen comunicándose con desesperación con las autoridades para que prevean lo que podría ser irremediable.

Una nota dirigida al Gobernador Weretilneck, manifiesta un “enérgico rechazo” y pedido de “protección”, por parte de los vecinos, aunque se sabe que se trata de la formalidad y el rigor que antecede lo imaginable. Sin embargo, se dice por lo bajo que los vecinos de la zona no dudarán en usar sus armas cuando se intente atravesar las tranqueras de sus propiedades. “Todo podría culminar en un desastre”, aseguran.

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *